Los Objetivos Estratégicos como Clave en la Planeación

¿Conoces los 3 principios para definición de objetivos estratégicos?

La planeación estratégica es una de las etapas más importantes de todo negocio, puesto que sin un rumbo claro la posibilidad de alcanzar el éxito se reduce considerablemente; siendo por el contrario que cuando ésta se realiza de una forma estructurada, colaborativa y con un buen proceso permite un rumbo sólido hacia la misión de la empresa.

 

Ahora bien, uno de los elementos fundamentales dentro del proceso de planeación es la definición de objetivos.

 

Un objetivo estratégico es aquel resultado que la empresa desea obtener como producto del trabajo colaborativo de todas sus áreas dentro de un período anual en cualquiera de los siguientes rubros:

 

• Innovación.
• Ventaja competitiva o posicionamiento.
• Volumen de ventas.
• Resultados financieros.
• Responsabilidad social.
• Consolidación de operaciones.
• Uso eficiente de recursos humanos y materiales.
• Fuentes de inversión.

 


Es importante considerar que cada uno de los objetivos definidos impactarán el desempeño y la labor de cada uno de los departamentos y áreas de la empresa por lo que para redactarlos de forma correcta se deberán de considerar 3 elementos:

 

Principio de Claridad:

Esto implica ser comprensibles y accesibles hacia todos los miembros de la empresa para evitar que los colaboradores tengan interpretaciones inadecuadas o erróneas.

 

Principio de Factibilidad:

Cada objetivo estratégico deberá de ejecutarse conforme a los tiempos planteados, características y recursos definidos por el negocio.

 

Principio de Cuantificabilidad:

Para poder medir los avances de manera exacta con relación al logro de cada objetivo planteado se deberá de realizar un análisis ordenado y de manera períodica dentro de un rango de tiempo específico.

 

Es recomendable el contar con un instrumento de registro y seguimiento de objetivos estratégicos, ya que esto nos permitirá el enfocar los esfuerzos de planeación de manera adecuada; así también, tener presente que cada objetivo deberá de estar definido en función de la misión, visión y la naturaleza del servicio o producto de la empresa clasificándolos en los rubros mencionados al principio de este artículo.

 


 

Ten presente que la definición de objetivos es clave en la planeación estratégica de tu negocio pero el seguimiento del proceso a través de indicadores claves, de los cuales hablaremos próximamente, será fundamental para el resultado final.

 

Referencias: Emprendimiento. Carlos Prieto

Autor: ETT